Blog

Tácticas efectivas para reducir los rumores en tu empresa

Los rumores están presentes en todas las empresas y sus efectos pueden ser severos.

rumores-empresas-600X300

Cómo reducir los rumores en tu empresa

Pérdida de tiempo, estrés, destrucción de amistades, y acciones legales son ejemplos de los efectos negativos de los rumores. Para muchos líderes este se ha vuelto un gran obstáculo para construir una empresa con un clima laboral óptimo.

Los rumores son tan difíciles de erradicar porque forman parte de nuestro ADN evolutivo. Un estudio publicado en “Scientific American” sugiere que los seres humanos estamos programados para esparcir rumores. Se cree que los rumores nacieron como una forma de fortalecer conexiones sociales dentro de comunidades. Como seres humanos, es natural sentir placer al contar rumores, pero en empresas tiene consecuencias desastrosas.

Aquí compartiremos algunas claves para reducir los rumores en tu empresa y crear una cultura organizacional basada en respeto y honestidad.

1. Identifica el tipo de rumor

Los rumores pueden ser de dos tipos: corporativos o personales.

Rumores corporativos son especulaciones acerca de la administración y el futuro de la empresa—muy comunes durante procesos de fusiones y adquisiciones. Por ejemplo, cuando una empresa compra a otra, los empleados tienden a especular acerca del futuro de sus trabajos. “¿Continuaré con mi puesto?, ¿Despedirán a mi jefe?, ¿Cambiará mi salario?” son preguntas que probablemente marcharán por los corredores de la empresa.

Si este es el caso, convoca a una reunión con los mandos altos de tu empresa y prepara un discurso informativo. Cuéntales qué está pasando, cuáles son las cosas que sabes y están bajo tu control, y cuáles no. Colabora con el departamento de comunicación de tu empresa para enviar un comunicado oficial con estas notas a todo el personal.

Empresas que cuentan con redes sociales corporativas internas como Honey o GoIntegro, probablemente tengan menos de qué preocuparse. En uno de nuestros posts explicamos cómo funcionan estas plataformas y cuáles son sus beneficios.

Si el rumor es personal, determina la gravedad del rumor y actúa. Por ejemplo, rumores que involucran robos o casos de corrupción requerirán mayor atención que un rumor acerca de una relación sentimental interna—dependiendo de la industria. Por ejemplo, en bancos, relaciones sentimentales entre personal podrían ser de alto riesgo porque estas personas manejan dinero. Una vez que determines la gravedad, sigue los siguientes puntos.

Da clic aquí si buscas asesoría en Recursos Humanos

2. Encuentra el epicentro del rumor

Son pocas las personas de tu empresa que dedican tiempo a esparcir rumores. Si existen rumores, probablemente son pocos individuos actuando como fuente principal. Identifica estos epicentros y dialoga con ellos directamente.

Una táctica efectiva es advertir al responsable que iniciarás una conversación directa con la víctima para corroborar si el rumor es cierto.Me ha llegado esta información, tengo entendido que ustedes son las personas divulgando este mensaje. Cuentenme de qué se trata y yo converso con la persona involucrada directamente”.

Es muy probable que después de este mensaje, los sujetos esparciendo el rumor descontinúe su difusión por temor a que el tema evolucione más de lo que pensaban. Tal vez te digan algo como “Noo, no es necesarios que hables con él/ella, la verdad es que era una broma. Mejor no le digas nada”.

Al enfrentarlos directamente comunicas el mensaje de que alguien está prestando atención y muestras tu interés por detener el comportamiento.

3. Analiza las necesidades de la persona que esparce el rumor

Cuando el rumor tiene un esencia maliciosa puede ser resultado de necesidades no satisfechas. La persona involucrada podría estar usando este comportamiento como mecanismo para llamar tu atención.

Dialoga con el empleado y trata de extraer las motivaciones detrás de su mal comportamiento. Por ejemplo, un empleado puede empezar un rumor de otro porque considera que no merecía un ascenso reciente (envidia). Otro empleado podría creer que tú le estás dando crédito a un colaborador por un trabajo que no hizo (injusticia).

Entender la motivación del empleado guiará tu discurso de acción correctiva. Según el caso, puedes enseñarle a la persona cómo lidiar con el problema antes de que se sienta tentado a empezar rumores. Para esto, la experta en psicología organizacional, Liane Davye Ph.D., comparte estas tres sugerencias:

  1. Motiva a tus empleados a que compartan sus experiencias negativas en el trabajo con un amigo y que pidan apoyo para sentirse mejor. Eso los ayudará a enfocarse en cómo reaccionar al evento, en lugar de enfocarse en la persona que causó el sentimiento negativo. “En la reunión de ayer sentí que Sara se estaba burlando de mis ideas. ¿Puedes ayudarme reafirmando que sí estaba contribuyendo?

  2. Invítalos a buscar guía de ti o de otro coach acerca de cómo tratar a una persona de forma diferente.Cada vez que interactúo con Sara, siento que no entiende lo que trato de decir. "¿Cómo podría exponer mi punto de forma más efectiva con ella?

  3. Enséñales que si tienen un problema pueden hablar con la persona directamente con comunicación asertiva.Sara, siento que no expuse mi punto de forma clara ayer. ¿Cómo puede tener una mejor conexión contigo?

Artículo relacionado: "El modo en que le hablas a tus empleados afecta sus capacidades cognitivas"

4. Audita tu cultura organizacional

Toda empresa tiene una cultura,quiera identificarla o no. La diferencia es que unas son creadas y otras nacen de patrones de comportamientos sostenidos en el tiempo. Tu cultura puede ser la fuente de propagación de rumores. Considera los siguientes puntos:

  1. ¿Tienes una cultura de puertas abiertas?
    Mientras más fácil es para tus empleados comunicarse contigo, menos probabilidades tienes de tener casos de rumores. Pero este es solo el principio. Muchas veces, el comportamiento se expande porque los empleados no consideran que revelar su situación resultará en alguna intervención de sus superiores. Por ejemplo, en un estudio reciente realizado por CareerBuilder, el 58% de empleados reportó que Recursos Humanos no tomó ninguna acción luego de que se reportó un incidente de bullying. Abrir las puertas a la comunicación es el primer paso, tomar acción correctiva es el siguiente—y el más importante.

  2. ¿Tienes una política de cero tolerancia a rumores dañinos?
    Los comportamientos negativos no cambian solos, son detenidos. Una política de cero tolerancia incluye sanciones específicas para comportamientos no permitidos y un monitoreo constante. Asegúrate de informar a nuevos empleados de esta cultura de “cero tolerancia” y comunica esto en tu proceso de inducción. Culturas de cero tolerancia comunican el mensaje de “Este comportamiento no es aceptado, y tendrá consecuencias”. Expresa que habrá una acción al respecto (y cúmplela!).

  3. ¿Tienes sistemas eficientes de comunicación interna?
    El problema con los rumores es la difusión de información por canales informales. Crear accesos eficientes a canales de comunicación interna pueden ayudarte a reducir el número de incidentes. Considera usar redes sociales internas o grupos electrónicos donde puedas difundir información con todos tus colaboradores.

Si el problema es la cultura de la empresa, el primer paso es conocerla. Encuestas de clima laboral pueden ayudarte a cumplir este objetivo. Una vez que la conoces puedes empezar el cambio (ten en cuenta que cambiar tu cultura tomará tiempo).

5. Capacita a tu equipo en inclusión social y diversidad

Lamentablemente, algunos rumores nacen a raíz de problemas sociales como el sexismo, el racismo y la homofobia. Implementa programas de capacitación en el que tu personal aprenda a construir un entorno inclusivo. Explícales los beneficios de la diversidad y enséñales cómo ser conscientes con su lenguaje y comportamiento cuando interactúan con personas de grupos diferentes.

Algunos casos de rumores que involucren a grupos vulnerables pueden evolucionar a casos de bullying laboral o mobbing, con serias consecuencias legales que resultan en costos altos para tu empresa.

Si te pasa esto, lo primero que debes hacer es tener una reunión con la víctima del rumor. Investiga qué tan severo ha sido el incidente y si esta persona está considerando tomar acciones legales en contra de la empresa. Lo más probable es que tu colaborador se muestre agradecido de tu interés. Luego, considera hacer una capacitación formal en la que eduques a tu personal en el tema.

Por ejemplo, si alguna empresa tiene el caso de rumores referentes a enfermedades, considera hacer una capacitacion informativa educando a tus colaboradores sobre la enfermedad. Siempre deja en claro en que la persona tiene la opción de que nada se divulga de su vida persona. En este caso hazle la pregunta “Respetamos tu derecho de privacidad, cuéntame, ¿Cómo te ayudamos?.”

Artículo relacionado: "La importancia de la diversidad en el éxito de una empresa según Apple"

6. Sobre todo...No lo ignores y no participes

Si tienes problemas de rumores enfréntalo. Ignorar el rumor solo fomentará una cultura en la que futuros empleados creerán que es un comportamiento aceptado. Si ya sabes que existe este comportamiento de la empresa, abordarlo de inmediato.

No hay peor cultura organizacional que una en la que sus líderes dan el mal ejemplo. Nunca participes en rumores dentro de tu empresa aunque parezcan inocentes a simple vista; hacerlo te puede costar caro.

 

Solicitar demo de encuestas de clima laboral

Tambiém te puede interesar:

                                     

Tags: Cultura Organizacional, gestión empresarial, liderazgo, clima laboral

Joseph J. Solis

Acerca de Joseph J. Solis

Joseph es un estratega de contenido en Evaluar.com quien da cobertura a temas de Recursos Humanos. Graduado en la Universidad de Nueva Orleans, a Joseph le apasiona el estudio del comportamiento humano mediante el análisis de datos.